martes, 31 de julio de 2007

Notificado

Venenoso amor el que produce el blog,¿verdad?Es increíble que yo tenga uno.La verdad: Me alegra haberlo creado...He disfrutado buenos ratos escribiendo aquí;mejor aún: contestando comentarios...Si leen esto déjeme decirles que les agradezco su momento para escribirme,eso es todo.Ya acabó este mes y conseguí lo que quería:pasar mis limites.bye.(Yo me entiendo)

Traición

Dormirás bajo la silla cuadrangular y tendrás frío mientras avanzas,lento,como una serpiente adolorida.Llegarás así hasta tu cama y con los nudillos subirás en ella;no usarás tus piernas,no las necesitas.Eres una bola de sangre y huesos entre las sabanas:lloras como una niña; como si la hombría se te hubiera escapado con ella.Sabes que ella está rumbo a cualquier parte,con él;no lo conoces,pero lo detestas;detestas no detestarla a ella.Oyes la voz de tu hijo:irás a buscarlo,secándote las lágrimas y diciéndote que ya volverá.

¿Martín Fierro?

Pensar que no he vivido
y sentir que poco creo...
Bajo el sendero anfibio
hay un caudal espeso.

Pronto...¡Qué estribo
se sublema en el cuello
del caballo perdido!
Yo,sin él,lejos de su cuerpo;

Botado sobre el camino
de polvo hipermoreno,
tan dejado del azul río
como un pantano seco.

Caminante en el estío,
brasa de un cenicero,
llega a do no es querido
y quiere por no ser bueno.

Rudo gaucho argentino:
de mi pensamiento
eres más que prístino
polvo de mis desiertos.

(Fragua que el tiempo
funde en el infinito
y se apaga cuando muero
¡Si muerto me glorifico!)

lunes, 30 de julio de 2007

La Venganza del Hermano

Si es amor o no poco me importa,amorcito.Ya estás bastante crecidita para que te la metan;¿no eres muy mayorcita para joder con la protección?Yo le entro así nomás:aparte que se siente más rico te lubrico más para que no te duela,y no te quejes,perra.Maldita sea,mancha de mierda,no sale ni con perfume:como me hubiera gustado darle un par de bofetadas a esa camarera estúpida que me jodió todo el traje;felizmente mi perrita me lo lamió todo,nunca la había visto tan arrecha,¿que se traerá entre manos?No me lo imagino.¿Será posible qué se la hayan cogido antes qué yo?Hija de puta,no se me hará difícil averiguarlo,basta con meter mis dedos en tu orificio para saberlo.No me ha visto que me he asomado;está con la mirada perdida en el televisor.Algo no me gusta en todo esto;el clima es extraño y confuso para alguien quien ha salido con mocosas toda su vida sexual:ella me aterra;me aterra su pasividad,y me aterra que no le importe que le diga alzando la voz todo lo que le voy a hacer;tengo la seguridad que no voy a seguir con vida.

Efectivamente,animal.Yo me encargaré que así sea.

José Gonzales Gomez fue encontrado con la cabeza destrozada-a hachazos,según el forense-en el lavamanos de la habitación 202 del Hostal El Regazo.Por las marcas en las manos se presume que fue atacado por una persona nervuda y diestra con el arte de cortar tripas.

Ignorantes

Pensadores que pensaban
en la inmortalidad del mosquito
y en los cuerpos de los hijos
que nunca jamás racionaban.

las cosas dulces embriagan
y pierden en el cero infinito
que por hueco ha defendido
la pereza de los que no tratan.

Pronto apremiaran genios
y la necesidad que mata
matará a los estercoleros...

La ciudad muerta levanta
y no hay final sin credo:
crean en las doctas enseñanzas.

Perdido

Yo,deuteragonista de ti,
pronto hacia la nube,
que llena de emético hollín
peleaba entre el escupe
y entre el excuse me,please,
leía con los ojos en trajín
de un incendio de teatro lúgubre.

Salimos alzando los brazos-alas;
por no creer que todo estorba
dábamos movimientos y redondas
figuras a las bocas petrificadas.
¿Cuándo comenzaron las ascuas
a rendir el fruto de madronas
qué el fuego y la injuria distorsionan
en pedazos de carbón que sangraba...?

Olvidé la razón de mi existencia
bajo el sillón que guarda escritos,
muchos de ellos torpes e imprecisos
pero que sustentan las creencias
de una metafísica de estúpidos ríos
y de pasados que se resientan
por perder la copa de la promesa
que se funde entre fogosos bríos.

El esplendor de la muerte asegurada
es la salvaje fantasía de la risa.
Mi cuerpo se funde como magma
en el corazón oculto de la tierra
que no es verdad,sino quimera,
y por quien se escandaliza.
Muerto estoy bajo las fraguas.

domingo, 29 de julio de 2007

Noche Despierta

Mitón que guardas en las piernas
para que no se te hiele el anillo
o los dedos de sabor riquísimo
en busca de un placer de nuevas eras.

Yo,dispuesto a colmarte de riquezas,
traigo un néctar distinto al tilo:
de sabor dulce y menos amarillo,
tal es que las ninfas me esperan...

Sin tu fe de gritos no hay quimera
ni demasiados trazos desvestidos:
¿por qué negarnos el placer qué hiera?

No se acaban las gotas de tu vestido
y tu copa de miel no se te llena
mientras festejamos la razón del 'sexo fino'.

La piedra y el Aburrimiento de los Otros

Ojos verdes y quijada rota,bajo las tablas resecas por la sequía,gritaba hasta escupir el último trago de sidra que se tomó en el caserío La Gráfica,dos horas antes de partir.Su travesía había sido ligera,no tenían motivos para complicarse: teniendo en cuenta el sol calcinante y el cielo como un ojo azul total los escollos póstumos no avisaban algo menos letal que una fuga nada notoria en la cantimplora.Al llegar a la grieta y a sus numerosas cuevas se apresuraron pronto a descender por flaquísimos hilos de aluminio que reforzaban de alguna manera las cuerdas.Al llegar a la cueva deseada pudieron entrar cómodamente por el acercamiento de las dos caras de la tierra-hasta llegar a su final unión:el beso del olvido-y arrastrándose pasaron al cuarto curtido de oro y de figuras de plata o cobre y lapizlázuli.Cinco de los quince investigadores entraron hasta el recinto sepultado por toneladas de barro,tal vez el mayor descubrimiento que dejaba ver éste no estaba exento de desgracias,pues, era harta conocida la leyenda de la princesa indígena que se comió una piedra sagrada para poder rescatar de las aguas lodosas a un siervo,amante suyo,que cayó en ellas por querer pescar a un pez con aspecto de Búho...Se sabe por otras leyendas que la princesa fue asesinada antes de llegar a ver siquiera el polvillo refrescante del agua.Esto y otras cosas más pasaron por la mente de Rosaura cuando una de las primeras cosas que vio le espantó la noción de realidad y la condujo por los pasajes más inexpugnables de su hemisferio cerebral derecho:se hallaba frente a sus glaucos ojos un cadáver huesudo y de pie;dentro de sus entrañas una piedra que reflejaba después de siglos.Todos se quedaron impactados,pues, no tenían ni idea alguna de como-si cabía la remota posibilidad que la piedra tuviera algo que ver con la leyenda que todos,sin saberlo,compartían-una piedra semi preciosa adornada con engastes de oro se encontraba entre las luces artificiales de sus cascos cuando sólo esperaban encontrar cerámicos.El primero que la sostuvo argumentó que estaba caliente y pesada,como si se hubiera tragado los jugos gástricos de su alojamiento.Pronto se sintieron embriagados y somnolientos y trataron de salir por el agujero que entraron,y se dieron cuenta que se había vuelto notoriamente pequeño:ninguno de los presentes entraba.

Trataron de darle múltiples razones a tal suceso.Otra cosa que los desubicó fueron las cuerdas que estaban desgastadas por el extremo que conducía a las afueras de la cueva y que su señal aún en funcionamiento no respondiera a sus necesidades,mucho menos los que los acompañaban.No se sabe cuanto tiempo pasaron encerrados dentro de esa cueva tramposa,tampoco cuando Rosaura se rompió la quijada,ni como día tras día el cadáver se remozaba mientras ellos morían.La última en morir fue Rosaura;finalmente pudo ver como el cuerpo casi reconstruido de una mujer desnuda le quitaba la piedra.

sábado, 28 de julio de 2007

Descripción

Como el escorpión de madera sobre la guitarra
busco los nortes de una mano inocente;
llena de miedo quizá,bastante suave,
que no sepa de agujas sobre los ojos.

Tiembla el nervio de un cajón de plástico y de luces,
si fueran verdad las flores olearían a flores,
El teléfono calla como una serpiente dormida
y el cobre de sus huesos no da ninguna voz.

La luz se retira al paso de la sombra denso
y el sexo del autor por las espuelas se resguarda
y gime el lápiz que se cae entre los juguetes
como la gota de vino que se pierde en la sopa.

El candado de la puerta está con la vista en la mariposa
de la muerte,aproxima su oscura y blanca mirada,
que aletea como un bebe en un espejo azul.
Pronto alguien cruzará la puerta hacia otro lado.

No sangre,sino sal,la que del labio hacia el abismo,
¿Cuán bella soga la que sube a los inferiores
hijos de la Cegadora Total que mueren en los pies;
pisadas que se perdieron desde la puñalada bucal.

Tiernos rumores del marfil juegan en el ajedrez inmóvil,
solas piezas blancas,sin compañeras ni contrapartes.
Los jugadores partieron al poder de nuevas tendencias
y la tecnología pasó a ser un aluvión de veneno.

Ya acabo la soledad,estoy rodeado de un amigo.
Su totalidad es perfecta,casi una falacia;
el infame me da una palmada en el nombre
y se va,alegremente conmigo.

Anillos

Pocos son los que se saben.
Crean tormentas de lava
y buscan el charco en los ojos.

Vuelven como un papel de aves
y se pozan en las trampas
de tijeras,espadas entre anteojos.

El pedazo humano bajo cristales
es blanco como las mescladas
fortalezas o puente de fastuosos...

Anillo que rueda por las calles
sin rumbo ni coloridas alas
que no poliniza dedos incoloros.

viernes, 27 de julio de 2007

Siénteme

Llámame si se hace necesidad mi consuelo,
a veces buscas demasiado para estar contenta.

Creeme si te digo que por ti lo siento:
no me importa despertar sin la ropa puesta.

Susúrrame,sí,bajo una hora de te quieros;
estás llena de gentes en la tristeza.

Óyeme en los bu bu que te diga despierto
entre las sabanas del padre de la cereza.

Piénsame como muriendo vivo y correcto,
no como muerto vivo en busca de certeza.

Riéme de vez en cuando,casi en Enero,
para saludar al rictus de princesa.

Búscame entre los profanos veleros:
ahí,donde la fe no alcanza sutilezas.

Niegame tres veces cuando visualicemos
al gallo cantar y escucharlo en voz mugrienta.

Cómprame una esquila para los inviernos
-sabrás donde encontrarme mientras hiela...-.

Cocíname si tienes hambre y comes hielos
o pedazos de mí,que dan como flores en la estepa.

Hazme lo que te plazca:al final de los destierros
siempre uno vuelve hacia do nadie lo quiera.

Diálogo de Dos Ancianos y la muerte.

Estaban dos señores y una mujer hablando sobre la muerte.Todos sentamos en sillas distanciadas un metro y dando la cara al sol.La mujer está quieta y en silencio.

Primer hombre: Todos pensamos en la muerte cuando se nos aproxima;se la siente en el aire,¿verdad?
Segundo hombre:Tienes razón,es porque estamos viejos.A mí,cuando fui joven,me abrieron de par en par la barriga y me sacaron un pedazo de mi estomago que se había unido a un tumor inmenso.
Segundo hombre:Eso que dices viene al caso,pero carece de total fundamento si trata a lo que me imagino que refiere:yo nunca he enfermado ni he sufrido un corte-ni uno solo,aunque no se me crea-que me haya producido terror o siquiera presencia metafísica de la muerte.
Primer hombre:Aun así el cuerpo se desgasta:mírese,viejo y conversando con un viejo...No hay vejez más notoria.
Segundo hombre:La única eternidad que conozco es la transitoria...Las cosas simplemente no se desgastan,se transforman y pasan a ser otra cosa,es el limite del entendimiento humano.
mujer: ''...''(Ahora empieza a levantar la cabeza y cambiar la mirada según el interlocutor).
Segundo hombre:¿Ya hace frío en esta salita?
primer hombre:El sol está fuerte,lo siento plenamente en la cara.
Segundo hombre:Yo tengo frío...
Primer hombre:¿Tendrá frío esa niña?(Mirando a la silla de la mujer).
Segundo hombre:¿Te refieres a la mujer que está a mi costado?¿No logras saber quién es ella?
Primero hombre:No,la vi detrás de ti cuando llegaste y la deje entrar contigo,pensé que era algo tuyo...¿Por qué dices que es una mujer?
Segundo:Porque las mujeres son las únicas que nos llevan...

Fragmento de una Carta de un Suicida

Que dirás cuando no me hablas,cuando tu voz habita en otras mentes,cuanto buscas en otros la comprensión que no te tengo,cuando la voracidad de tu interés nace en la cama de los otros.No,no quiero hablar de sexo;menos yo,quien no puede hacerlo.Tú sabes mi problema,sabes que desde aquella vez ya no toco a nadie,ni me toco a mí.Tus intentos frustrados lo son aún más para mí,creeme que el que te quedes dormida entre mis brazos-para ser más exacto:sobre mi pecho-es la derrota más triste de todos los días y de toda la suma finita de estos.Pero tu voz es la que me saca del sufrimiento,tus caricias;tengo que decirlo: tu lastima.No,mi Amor,se que me tienes lastima,lo he escuchado de la voz de tu hermano;se que el me aborrece,pero siento verdad en sus palabras.Ya no importa,todo acaba hoy,finalmente daré el salto que hace tantos años debí haber dado...

Cuentas

Judas fue mi héroe alguna vez,pero ya no más;lo noto pobre,diminuto para una función tan básica;gobierna,aparte,mi instinto de posesión:yo lo hubiera vendido a más alto precio o hubiera preferido quedarmelo.Que ahí quede eso.Voy a sonreirle a señor Ernesto-el muy imbécil vino buscando una casa de palo y se lleva una de cristal-,¡ja!,que tipo,espero que sea feliz entre habitaciones vacías.

De camino aquí leí algo sobre los Sicarios de Midas,el autor y el nombre de la obra son menos importantes-tanto que no vale la pena repetirlos-,pero me viene a la mente sus increíbles propósitos y se me empozan cuando veo a este imbécil aguantar su asquerosa risa:¿acaso no se da cuenta qué va a morir?Me espanta creer que tengo una cara de idiota que nadie niega;no,mi cara no es de idiota,es de sapo.

Ya me demoré mucho con este tipo,será mejor que me apresure:tengo que embaucar a otros como éste para poder pagarle a Charly.Mi esposa no me dejará de gritar hasta entonces,y estoy tan cansando,de ella y de las visitas tardísimas y continuas de sus matones...Un par de horas más y todo habrá acabado.

¿Crees que tendrás tiempo para volver a casa y jugar con tu hija?Probablemente ella ya está muerta,junto con tu querida esposa,que suerte la de los chicos,a mí me tuvo que tocar este pelmazo.No debí contradecir a Charly,pero era imposible de que desmintiera que Borges no es un gran escritor,peor aun,decir que ni siquiera lo era.

También creo que puedo vender el Borges que mi hermana me dio,poco me agrada ese libro y la horrible confusión que me causa.¿Me mira mucho este sujeto o es fabricación de mi cabeza?Debe ser,pero José Berman,¡qué nombre!

Accedió a ver conmigo el último piso.No me extraña que no haya sabido su condición,no tiene la capacidad de entender la suya.Las escaleras son macizas y silenciosas-más resuenan mis pies al dar pasos- y el va adelante de mí,cuidando no manchar el piso recién encerado;se nota que está impaciente,no quiso ponerse los protectores para no estropear lo que tan ridículamente arruina su otro interés,ése que desconosco.

¡Estos imbéciles,dudando siempre de todos!Creen que todos somos tan inmorales,a cuantos les habrá vendido alguna cosa estropeada...Deberia saber que un lobo no se come a otro lobo.

Ya es hora de acabar con esto(saca el revolver y lo apunta hacia el cogote).

No me creo ni media palabra de lo que digo,si esta casa no se hubiera hecho con materiales ilegales probablemente terminaria perdiendo en la venta.¿qué hace?(Ve el revolver a 5 centímetros de su cuello y voltea como si le llamara una palmada).

¡Bang!

jueves, 26 de julio de 2007

El Encierro

Extenderás tus manos como si tocaras las cuerdas de un laúd y oirás en silencio la música que te pone alegre, luego extraerás el anillo de tu dedo y jugarás a ponértelo en los demás,como si te casaras mil veces. La guedeja de tu cara no te deja respirar ni ver: apártala.Oyes que te están llamando,la voz de tu madre te es ajena,no es su voz la que te llama.Recuerdas el accidente,tu madre está muerta,no lo olvides otra vez.Vitorearás a las amigas de parranda,te saludan en la acera de frente,vuelves a oír la misma voz nuevamente,te grita,está impasible.Bajas y la encuentras al final del borde verde de la última grada;fuma,detestas fumar,y la detestas a ella,no porque fume,sino porque tu papa fumaba.Te ha vuelto a golpear en la cara:sus uñas buidas te han dejado marca,no vas a lavarte la cara ni te preocupas por que se manche el vestido de que te dejó tu hermana,no sabes nada de ella,pero te alegras que no este contigo.Tus lágrimas y la sangre animan la sopa que tomas-sobre la pobredumbre de una casa se erige una mala historia-,tu madrastra te obliga a comértela toda,no,no esperes postre,ella ya te mandó a dormir.Piensas que hay algo más fuera de tus cortinas,que la felicidad puede durar más que una noche.Tu trabajo azacán y tu inexperiencia te motivan;esperas a la noche para que te cubra de sus favores.

Oyes o crees oír que se aproxima,no sabes si el ruido lo haces tú o sus tacones.La puerta eternamente cerrada no cede como querías,pero no temes,ya todo lo habías sospechado;eres muy pesimista.Tienes que armarte de valor y de una tabla que está a la mano para cumplir tu propósito;optas por algo más sublime,que deje su sabor en el tiempo y en el momento:la dormirás con las pastillas que te robaste de la farmacia hace varios años,las que conservas bajo un escalón,ese que nunca cambian...Ya con las pastillas tienes que idear como dárselas,sabes que ella sospechará al instante que se las ofrescas,las mesclas en una gaseosa,el plan aún no está concluido.Escuchas que se acerca,finges beber del vaso,ella te descubre,te grita,tu agachas la cabeza y callas.Ella te arrebata el vaso y se lo bebe,no sabe lo que ha hecho,pronto te dice que se siente mal,que le has hecho daño,empieza a gritarlo y a tratar de golpearte,no te atina ni un solo golpe;pronto la verás caer como un costal de papas.Tomas tus cosas y sales,estás saliendo y te detienes,algo anda mal,te tiembla la sangre,regresas a asegurarte que está completamente dormida,dices que estará tan quieta que anidaran el ella arrendajos...Notas que no respira,te asustas,pero luego te calmas,crees que es por las pastillas y porque no traes puestos tus anteojos;recuerdas quitarle el anillo de tu padre,lo pones junto al de su amor,das media vuelta y corres,corres muy lejos y muy rápido,como si estuvieras huyendo de algo;sí,el sol te ha visto,has sido encontrada por un nuevo mundo.

Gatas

Sus fotos estaban esparcidas por toda la red.Ya no lo soportaba.Cuando empezamos a tomarnos fotos jamás acordamos su distribución masiva:todo debió quedar en confianza.Hoy su bota se quedo en mi casa y adentro de ella dejo un papel en blanco:''...''.''¿Qué buscas entre la nada?'',me digo.Encuentro lo que busco en la maceta,al costado de la verja del jardín.Ella sobre mí,recuerdo bien como se movía;y yo,atado de manos,rogándole que se parara-¿o qué continuara?y que se fuera ya,que mi esposa iba a llegar pronto;que los vecinos de la casa continua la verían salir;que el perro se le cagaría en la alfombra de bienvenida...Pensar que éstas cosas están por toda la red;la sola idea de saber que alguien se masturba viéndome es no menos escandalosa que causarme un amplio conforte.''Tu esposa se va a enterar''-siempre se enteran-;quizá ya lo sabe,
sabe que mis tardanzas no son por culpa de un sarnoso perro,ni que mis oficios con los gatos me desalientan;me ha visto reír,y creo que eso es lo que más me condena.

El trabajo está normal,los hipocondriacos,que suelen llenar de sus miedos a sus mascotas,me dejan maniobrar tranquilo,no sin que una gota de sudor rasgue y humedezca los pómulos...¿Qué diablos hace aquí?Lo digo cuando lentamente se aproxima,moviendo la cola y erizando los vellos como si fuera una campana sublime agitando su badajo.¿Doctor,puede revisar a mi gatita?Todos lo han notado,el tono de la petición y los movimientos tan aparentes...Dentro de mi consultorio le hago el amor;la gata salta por la ventana,no nos importa;al final se va sin ella.

Pasa por mi mente la certeza que me hiela la sangre:temo no poder despegarme de sus mimos,de sus estratagemas,de su cabello...Tengo que admitir que me enloquece,que su sola imagen en mi mente provoca una carrera de cuchillos en mis entrañas.Llego a mi casa,abro la puerta de mi cuarto,en el están lamiendose mi esposa y Karla,las dos me miran,me provocan;yo por reflejo cierro la puerta,no me animo a volver a mirar.

(Por cierto: mi esposa distribuyó las fotos por la red,no Karla).

miércoles, 25 de julio de 2007

Comida

Hoy,indigesto,he pronunciado las frases más apetecibles en un paladar incendiado-por no decir inflamado-.La exquisita textura de sus formas me elevó hasta alcanzar la Ambrosía de la que tanto se ha comentado;buena,eso sí,pero sin gracia,carente de todo aprecio válido.Sé que no hay nada mejor que un plato nutritivo.

Fragmento de una Carta de un Suicida

Yo nací solo en un mundo de nadie,mucho menos mío.Pocas veces argüí que alguna vez conquistaría algo,o tal vez a alguien.Vano propósito el que tuve alguna vez en la tierra.Recuerdo que su voz me atrajo primero,sus ojos achinados y su piel casi reseca.Hoy no está conmigo,como cuando escribía estás cartas pero para otros;ahora me toca darme una pena de muerte,sólo quisiera poder decir que la quiero un poco menos,y eso no disminuye mis sentidos ni lo que sienten.

Relato Sádico

Un niño travieso fue acusado de comerse un pastel de cereza con la lengua y fue sentenciado a perder su lengua con un martillazo.El niño,que no quería perder su lengua, se coció la boca con las agujas de su abuela;a pesar que le dolía mucho cada hincada termino con una rosa de sangre en los labios.

El día que purgaría su sentencia fue cambiado,debido a que no encontraban al niño por ningún lado;llegaron a sospechar incluso que su padre lo había exterminado...Finalmente cuando fue encontrado en un altar-maniatado junto un cura pederasta- lo llevaron hacia el verdugo: Éste al ver la boca hilada decidió escarbar el asunto con su martillo.Lo golpeó hasta matarlo.

martes, 24 de julio de 2007

Dialogo de Dos Montes Aburridos

Primer monte: ¡Ay! Tengo miedo:el sol ya va a salir,¡y estoy desnudo!
Segundo monte: ¿De qué te preocupas? Tú siempre estás desnudo.
Primer monte:¡Canalla! Lo dices por ser abundante y hermoso.La Naturaleza te favorece con infinitas ramas de miles de colores e insectos que en ti multiplican tus capacidades.
Segundo monte: Eres un mal agradecido con nuestra madre.Ella a ti te dio el goce de la aridad.
Primer monte: ¡¿Y eso es una albricia digna de mí?!Mi función en el universo consta de entristecer el panorama con mi aborrecible desnudo.
Segundo monte: ¿Acaso no logras comprender la ciencia del Don de la improductividad?

Los Perros Negros

Son bellas las criaturas oscuras de mi cuadra. Todas buscan en la basura como hienas carroñeras:latas,ratas,cabezas de burro,incluso creo otear un feto en una bolsa amarilla...El único que me produce lástima es el cachorro blanco y sucio de Miranda;pobre perro,el cojudo ni le quiere y tiene que dormir bajo la lluvia y junto a los alacranes;peor aun, los otros perros lo atormentan.

Aquella vez que la Pantera le arranco el ojo izquierdo yo había terminado de almorzar:toda la comida fue una cascada amarilla,nacida de mi boca...Su sangre era como una araña que se aferraba a su cara.Después de bajar por el balcón de mi recámara(mi madre me había castigado por vomitar la comida) traté inútilmente de curarlo: al primer contacto con el algodón hinchado de alcohol sus colmillos se incrustaron en mi brazo,y de una patada feroz lo empuje contra la pared.Me fui corriendo a casa,mi mama me golpeó en la nariz-no intencionalmente- y de las patillas me llevo en vilo a mi cama.Me preguntó que perro me había mordido;yo le dije que fui atacado por todos,menos por el Blanco,el perro de Miranda;incluso insinué que el trato de defenderme,pero que por su estado tísico no pudo hacer nada;más aún:que le arrancaron un ojo.

Hoy,mientras escribo esto, hay varios señores con escopetas matando a todos los perros de la cuadra,en vista que no quisieron venir los de Salubridad. Miranda fue desdeñoso al darme a Blanco-creo que lo llamaré así-,pero no discrepó:el can me quiere más;ya no le guardo rencor por haberme mordido.Ya con el ojo curado y yo escribiendo y mirando la cacería de los negros pienso que el color no hace al racista.

lunes, 23 de julio de 2007

Destino

No la olvidaré nunca.No la olvidaré jamás...

Sé que la sed y el hambre me matan entre las punzantes ondas de viento desértico-y eso que estamos en invierno y en una húmeda plaza-pero mi constancia y mi bienestar finalmente consumirán sus frutos. Yo soy Movin503-comúnmente conocido como Renato-y estoy en la inagotable búsqueda de Lady104,mi bien amada princesa-porque reina es mi madre-.Ya no recuerdo la primera y la última vez que hablé con ella;fue un amenazante reclamo sobre una fecha equivocada-no recuerdo si fue por la independencia de un país africano o por el día en que Dios estuvo enfermo-: ella mentó la importancia de conocer a las hijas de Mnemosine-en especial a Clío y Urania-y yo,con notable desprecio sobre las materias Mitológicas,le hice comprender que sus pensamientos eran en mi mente baladí y que mejor se dedicara a política...Ella demoró ciertos minutos en contestar-temí que demorase jornadas enteras...-y cuando lo hizo morí yo: "a la siguiente luna perfecta notarás que el agua en la que colmas tu suplicio será una vulgar serpiente de barro y que todo alimento que toques se abrirá como una rosa de insectos.Tu dolor será tu pecado y la tierra no abrigará tus restos salados...''Las últimas palabras las recuerdo bien,pero no las puedo repetir,sola mi boca enmudecería al pronunciarlas,tal como sucedió con mi computadora;Al momento de concluir la lectura de la maldita frase el monitor explotó y las entrañas del CPU se agruparon como los dedos de una mano metálica;Sólo mis ojos sobrevivieron al mortal impacto del cristal de la pantalla,mis anteojos no. Ayer se ha cumplido la noche con la luna perfecta y desde que un ganado de nubes la descubrió no he probado bocado ni bebido elixir que sea capaz de soportar tan grosero maleficio.No creí que el destino se prestara para tales juegos,pero sé,o creo saber,que mi suerte está echada;que mi familia no sabra nunca que he muerto antes que no lo sepa y que vago por la ciudad que está fantasmal.Seguro constando el último significado de la frase.

sábado, 21 de julio de 2007

El Puma

Hoy me toca lavar,lustrar y decorar la jaula del Puma. Me avisaron que Beto no vino a trabajar hoy-maldito,me debes dinero-y que me ocupara de sus labores...Justo cortaron mi inspiración en la primera rima del soneto que iba a ser para Marcela, porque a Ángela no le gusta la poesía,sino el sexo.El Puma está de cumpleaños...Que suerte tiene este viejo gato,come y duerme todos los días;lo único que me apena es que no fornique-fornicar:me gusta esa palabra-:un animal de estos no debe vivir entre barrotes,lo consumen.Recuerdo el primer día que lo vi:robusto,recién capturado y traído de los cerros...Su pelaje era semejante a una tela fina,ésas cuyo nombre siempre he ignorado.Ahora es semejante a una escuálida rata que ha dado un baño con agua oxigenada-seguramente exagero o poetizo lo antes expresado-,Sus ojos no se distinguen de su cara,hundidos,casi imperceptibles;y atacado,según creo,por un reumatismo adquirido por su inmovilidad...Lastimosamente mi repulsión por el encierro se calma con unas cuantas monedas: moralistas los imbéciles y hambrientos.

Tus ojos,par de faroles en las jaulas,
rememoran mis garras arrepentidas
de haber besado las carnes amadas
cuando amanece en la despedida...

No tiene problemas cuando le toco la cola-se nota que es hombre-.Aquí dentro parece que a uno le diera hiposmia-¡Dios mío,que olor!-,maldita mascarilla,pienso que no vale la pena gastar un céntimo en ti...Debo llevar 5 minutos dentro,con Puma,y comprendo que el olor es lo que lo mata:No es como el ser humano,a quien no le molesta el olor de sus atrocidades,sé que le duele,su orgullo se ve herido por la mierda que adorna el suelo de su entorno.

¿Recuerdas cómo crece la hierba
o cómo la alimentabas?
Rumor de temerosas hileras
que a trotes andinos correteabas...

He descubierto mi valor ante las garras.El Puma era menos feroz de lo que me decían;Incluso lo noto contento con mi presencia: ha levantando lánguidamente la cabeza.Escribo de a momentos los versos que le regalaré a Marcela...esa cojuda se pone perra con las cursilerías.No sé porqué pienso en la muerte.Tengo la impresión marcada que no hay más paginas en mi libro, que mi actitud no está proyectada hacia un futuro remoto,sino que,como el que recientemente queda ciego y busca,a tientas,el camino de regreso a su casa,busca ocultarse en un segundo del pasado.

Haz tuyas las peñas que te comes
con cada rugido en la cama
o cada alma que ya no se trote...

Como le gustara este poema a mi Marcela...La cojuda no entiende de poesía,pero que le haga un par de mimos la contenta.¿Dónde está el Puma?Dijo Eugenio antes que el Puma saltara hacia su cuello y lo matase...¿Cómo no lo había visto,siquiera notado su avanzar y su hambre?

Beto no le dijo a nadie que fumaba y mesclaba drogas en la jaula...

Sirvete de mí,oh mi dulce esclava...
Tienes lo que a mi mujer estorbes,
Dios es sabio y sólo ella no te ama.